Durante los últimos 50.000 años, la llegada del hombre moderno y el cambio climático han contribuido a la extinción de muchísimas especies de animales de gran tamaño (megafauna) que reinaron en la tierra.

En zoología, el término megafauna es algo “ambiguo” y se refiere a animales de gran tamaño (por encima de 44 kg). Aunque el término engloba a cientos de especies, se atribuye especialmente a aquellos animales que aparecieron en el Pleistoceno tardío, en el Holoceno y que han venido extinguiéndose desde hace 50.000 años hasta la actualidad. A este proceso se le llama extinción del Cuaternario tardío.

De todas las especies que se podrían englobar en el término megafauna, aquellas que desaparecieron al final del Pleistoceno, conocida como Edad de hielo o Glaciación de Würm (hasta hace unos 10.000 años) son las más arquetípicas. Animales como el alce irlandés (Megaloceros), el tigre dientes de sable (Smilodon) o el mamut (Mammuthus) son, quizá, de los más conocidos, aunque no los únicos.

Las dos principales hipótesis sobre las causas de la extinción de la megafauna apuntan al cambio climático y a la llegada del hombre moderno. El repentino calentamiento global que sufrió el planeta afectó a los ecosistemas generando cambios a los que muchas especies no pudieron adaptarse. Además, la invasión de nuevos territorios por parte del hombre (América del Norte, América del Sur, Australia, Nueva Zelanda o Madagascar) contribuyó significativamente a la desaparición de muchas de estas especies.

Hombres prehistóricos cazando un mamut. Ilustración digital de Esteban De Armas | Shutterstock.com

El megalocero, alce irlandés o ciervo gigante. El mayor cérvido de la historia.

Similar a un gamo de gran tamaño, el megalocero (Megaloceros giganteus) poseía unas astas de hasta 3,5 m de envergadura y 2,2 m de altura. Estos animales habitaron toda Europa y gran parte de Asia desde hace medio millón de años hasta hace unos 10.000 años aproximadamente.

Como todas las especies de cérvidos, presentaban un fuerte dimorfismo sexual, siendo los machos mayores en tamaño y con una cornamenta mucho más imponente. Cornamenta que lucían en otoño e invierno y volvía a crecer cada año. Eran herbívoros que, de adultos, solo contaban con depredadores como el león de las cavernas y el hombre. Fueron animales polígamos y, al igual que ocurre con otras especies de cérvidos, se supone que cada macho reunía un harén de hembras en época de celo, batallando con sus cornamentas con otros machos.

Megalocero, alce irlandés o ciervo gigante. Biodiversity Heritage Library, via Wikimedia Commons

El smilodon o dientes de sable. El felino de colmillos enormes.

Smilodon es un género extinto en el que se englobaban tres especies: Smilodon gracilisSmilodon fatalis Smilodon populator. Fueron animales del tamaño de un tigre, llegando a pesar hasta 300 kg. Aunque se les denomina comúnmente como tigre dientes de sable (que engloba a otras especies además del Smilodon, como el Thylacosmilus), son una especie distinta al tigre.

Su principal característica, la cual les ha convertido en unos de los animales extintos más populares, son su enormes caninos o colmillos. Éstos tenían la función de matar a sus presas mordiéndoles el cuello, bloqueándoles la respiración y cortando las principales arterias al cerebro. Tenían la cola corta, lo que les hacía menos veloces que los felinos actuales, pero las extremidades anteriores eran mucho más fuertes para sujetar a sus presas. Estas características les acerca más al lince rojo que a un tigre o león actual.

El smilodon apareció en América del norte y se extinguió en América del Sur, durante el Gran intercambio americano; período donde muchísimas especies emigraron del norte del continente americano hacia el sur, a finales del Pleistoceno.

Smilodon. By Internet Archive Book Images, via Wikimedia Commons

El mamut. Elefante peludo y gigante de la Edad de Hielo.

Comúnmente se conoce a las múltiples especies pertenecientes al género Mammuthus como mamuts. La más conocida de ellas es el mamut lanudo (Mammuthus primigenius) y es el más representativo de los animales que engloban la megafauna. Estos animales fueron desapareciendo progresivamente durante el inicio del Holoceno, aunque sobrevivieron en algunas zonas hasta el 1700 a. C.

Similares a los actuales elefantes, podían mediar hasta 5,3 metros de altura, 9,1 metros de longitud y pesar hasta 12 toneladas en sus especies más grandes. Poseían largos probóscides (trompas), cabezas abombadas y grandes colmillos curvados de hasta 3 metros. Las especies norteñas tenían el cuerpo cubierto de pelo como adaptación a las bajas temperaturas. Además, sus orejas eran mucho más pequeñas que los elefantes asiáticos, impidiendo así que el calor corporal se disipara a través de ellas. Con su trompa, prensil, podían ingerir hasta 180 kg de alimento diarios, principalmente hierba.

Fuentes: Wikipedia, temporamagazine.com, BBC (Walking with Beasts)

Antigua ilustración de un mamut.
Sumary
Megalocero, Smilodon y Mamut. La extinción de la megafauna.
Article Name
Megalocero, Smilodon y Mamut. La extinción de la megafauna.
Description
Gran parte de la megafauna de la Edad de Hielo se extinguió. Entre las especies más conocidas están el megalocero, smilodon y mamut.
Author
Publisher
Zoo Portraits
Logo